miércoles, 27 de febrero de 2013

Portar muy alto y permanentemente la antorcha del Amor







El fuir de la vida está siendo dificultoso y pesado en estos momentos para los seres humanos.
Surgen permanentemente eventos tristes, doloroso y contradictorios.
Las energías del planeta están en constante cambio, y todos, sean o no conscientes de ellas, deben readaptarse también permanentemente. 
Es un tiempo en el que resulta muy fácil caer en desesperanza y en el miedo; y justamente por eso es un tiempo para sostener muy alto la luz que portan. Es un momento para iluminar el camino para ustedes mismos y para todos aquellos que no están pudiendo encontrar la luz. 
Hemos estado preparándolos durante mucho tiempo para que aprendieran a conectarse con la luz permanentemente.
Ahora que la tienen internalizada es el momento de irradiarla con la mayor intensidad de que sean capaces.
Permanezcan en la certeza de la luz y del Amor Uno.
Permanezcan en conexión consciente con Todo Lo Que Es.
Iluminen al miedo y a la desesperanza para que puedan disiparse.
Cuando la humanidad haya logrado disipar esas energías, encontrará que ya mora en un planeta de luz y amor. Sólo que estaba  creando sombras por hábito, esperando tal vez un milagro o una salvación desde afuera, sin entender que el cambio surge desde el interior de cada individuo humano. Que el cambio nace en cada uno de los corazones humanos dispuestos a morar en el Amor Uno.
Amados trabajadores de la luz, sean guías hoy, conduzcan a la humanidad hacia la luz portando muy alto su antorcha de amor.

En el Amor Uno con ustedes siempre

GABRIEL








No hay comentarios:

Publicar un comentario