sábado, 22 de marzo de 2014

El Corazón comprensivo



El ser reverente es una cualidad divina. Tengo idea de que los dioses reverencian donde nosotros sólo nos maravillamos….

Para mí el ser reverente es señal de avance en evolución; y la persona irreverente es tanto más corto de ingenio, ya que es inmensamente más fácil criticar y hacer burla, que lo es comprender y en comprender descubrir la reverencia. La reverencia crece a ritmo acelerado en él quien tiene un corazón comprensivo.

Si todos tuviéramos un corazón comprensivo, los puntos más difíciles de la filosofía llegarían a ser fáciles. Además, he descubierto que cuando estoy enfadado, molesto, ansioso, preocupado con un problema, nunca recibo ayuda del cerebro, sino siempre del corazón. La cabeza a menudo parecería incrementar la carga, porque está llena de imaginaciones y muchas veces con problemas banales; pero el corazón comprende, puesto que hay un intelecto más elevado en el corazón que en la cabeza. Por si lo puedo frasear de tal manera: hay más poder intelectual en la vida del corazón que lo hay en la vida del pensamiento.

Por lo tanto los egipcios en sus representaciones jeroglíficas nunca demostraron pesar el cerebro o la cabeza. Ellos pesaron el corazón en contra de la liviana pluma de la verdad. Fue el corazón lo que se pesó; y es cosa curiosa que en el ocultismo antiguo es el corazón lo que se supone contener las partes más elevadas del ser humano. Estos pensamientos son bastante nuevos para el occidente porque nosotros sólo retenemos un poco de la antigua sabiduría ideal; aunque hemos retenido hasta hoy en día la verdad de que el amor mora en el corazón y no en la cabeza.

Tenga usted en cuenta esta línea de pensamiento: si está en duda si una persona lo ama, observe a esa persona y si lo o la encuentra gobernada solamente por razonamientos prudentes como… ¿es acertado? ¿qué obtendré? ¿qué se pensará de mí? Usted puede estar bastante seguro que el afecto de esa persona para usted no es profundo. Hay una sabiduría del corazón que es instintivo, inmediato y sin cuestionar, y es mucho más grande en protección para el inocente y para el sincero que lo es el siempre quebrantado y solamente prudencial razonamiento de la cabeza.

Recuerde, el corazón no son las emociones. Justo es ahí donde tantos tropiezan en el camino constantemente; ya que las emociones están demasiadas veces conectadas con la cabeza, como usted encontrará, y tal vez ha encontrado; pero el corazón sabe, y el corazón siempre está esperanzado contra la esperanza de que la verdad será comprendida, de que otros comprenderán y ayudarán. Las emociones están llenas de fuego caliente, de celos, sospecha, resentimiento. No tienen visión, las emociones. Por lo tanto cuando hablamos del corazón comprensivo, nunca queremos decir las emociones en las cuales algunas personas viven y presumen que es una vida en abundancia. Es una vida pobre, delgada y hambrienta, puesto que las emociones nunca pueden ser satisfechas. Esas son como las pisachas de la India antigua, descrita por los visionarios como seres de inmenso (o pequeño) cuerpo, consumidos con sed y hambre inmensa, y con la boca de alfiler, tan pequeña que un alfiler no pudiera entrar: y se mueren de hambre, y están sedientos, y nunca están satisfechos. Esto es hablando en forma figurativa de las emociones…

El corazón es el centro de los fluidos espiritual-intelectual que en conjunción con la *manasic akasa llenando el cráneo y permeando el cerebro, hacen al completo hombre, y el perfecto hombre cuando están completamente armonizados y unidos. Oh, recemos a los dioses para dar entendimiento al corazón, y hacer esa oración real en sus vidas por medio de abrir ustedes mismos el camino para los dioses que lo dan. Entonces sus vidas van estar llenas de orientación, llenas de reverencia, y ricas con paz. Todas las bendiciones serán suyas.

…………………………………………………………………………………………………….
Nota del traductor: no encontré en el glosario teosófico del Dr. Purucker el compuesto manasic akasa…y por lo tanto divido la palabra y del glosario teosófico de H.P. Blavatsky encuentro:
*Manas (sánscrito): literalmente la “mente”, la facultad mental que hace del hombre un ser inteligente y moral y le distingue del simple bruto; es sinónimo de Mahat. (Esto es sólo un enunciado, la explicación es mucho más amplia.)
*Akasa Akasha (sánscrito): Espacio, éter, el cielo luminoso.) La sutil, supersensible esencia espiritual que llena y penetra todo el espacio. (Esto es sólo un enunciado, la explicación es mucho más amplia.)
The Understanding Heart: artículo traducido y editdo del libro Wind of the Spirit del teósofo Dr. G.de Puruker
Los artículos de este libro son pláticas espontáneas que el Dr. Purucker en forma privada y pública dio a estudiantes de teosofía en los años de 1931 a 1942.
Gracias...

Extraído 

No hay comentarios:

Publicar un comentario